Compartir

El staff de Pampita Online comenzó el programa de este jueves hablando del coronavirus y vieron un video del médico español Jesús Candel, quien lloró en uno de sus videos virales al hablar de la gravedad de la pandemia y de la poca conciencia que hay en el mundo sobre el contagio.

La conductora se mostró muy sensibilizada ante esta enfermedad que cambió la manera de vivir de todos los ciudadanos: “Me parece que la Argentina todavía no despierta, por lo menos esa es mi sensación. Escuchamos, vemos el noticiero, pero todavía no estamos entendiendo lo que se nos viene. No estamos observando lo que pasó en otros lados, no estamos entrando en conciencia. Somos tan frágiles, mucho más de lo que ustedes se imaginan… Estamos a tiempo, ese es el único mensaje”, comenzó diciendo al aire.

Luego, reveló que ya no continuará con su ciclo: “Hoy es el último día que yo grabo el programa. Me costó venir a trabajar toda la semana, de verdad. Me parece que era muy complicado estar en la tele. Acá me cuidaron un montón, mi productora, el canal, me dieron todas las facilidades para que yo me sintiera contenida y que nada me iba a pasar, ni contagiar a ningún ser querido. Creo que llegamos hasta acá, no siento que me pueda arriesgar más. No sé si el programa va a continuar, si van a poner otra conductora o si van a poner otra cosa en este horario, pero arrancamos el lunes con una situación -porque este programa es grabado- y con las horas todo fue cambiando. Tal vez se podía estirar un poquito más el elástico o tal vez decir ‘una semana más’, pero yo prefiero llegar hasta acá”.

Por otro lado, la modelo se dirigió a los televidentes: “Si podés quedarte en tu casa, si tu empresa te dice que queda cerrada, si el Gobierno dice ‘hasta acá llegamos’, no te cuesta nada respetarlo. De verdad va a ser un cambio tan significativo que vos te quedes en tu casa, que cada uno se quede en su casa, va a ser tan distinto el número de contagiados y tan distinto el número de gente que llega a los hospitales, que va a salir todo mejor. Es un granito de arena chiquito”.

“Hoy me despido de los que están del otro lado, no tuve la oportunidad de darles un abrazo a un montón de seres queridos antes de quedarme en casa, porque la verdad es que ya decidí que no voy a ver a nadie más. A muchas amigas las veo hoy hasta dentro de unos días. Y de verdad estoy asustada porque sé que le va a tocar a alguien que quiero directa o indirectamente, o algún contagiado de alguien que quiero va a existir en los próximos días. Y estoy preparándome anímicamente para acompañarlos tal vez desde la distancia, por teléfono. Y si yo los necesito, sé que cuento con un montón de gente que me ama”.

“Pero no vamos a poder zafar de esta. Entremos en conciencia de que alguno de los que queremos se va a contagiar pronto. Así que intentemos entre todos de no contagiarnos a la vez”, cerró, muy conmovida por la situación.