Compartir

A pesar de haberse casado, Lucía (Delfina Chaves) y Torcuato (Benjamín Vicuña) mantuvieron una relación distante hasta que ambos decidieron acercarse.

«Ya son varias noches que dormimos cada uno por su lado. El otro día quedó algo inconcluso que me gustaría que lo resolvamos. Somos un matrimonio, yo te puedo esperar pero me parece que llegó el momento de dar un paso. Entiendo todo lo que viviste por tu hermano y por tu padre, pero llegó nuestro momento», le propuso Ferreyra.

«Sí, yo pienso igual. Ya es hora de que demos ese paso, que seamos marido y mujer», coincidió la joven antes de dar rienda suelta a la pasión.