Compartir

A medida que avanza el año, desde la producción de Bailando por un Sueño comienzan a definir quiénes serán los participantes de la edición 2020 del certamen. Ayer por la tarde, Marcelo Tinelli sorprendió en Twitter al convocar públicamente a Néstor Hugo Basilotta, dueño de Guaymallén.

«Quiero a Néstor Hugo Basilotta en el Bailando 2020», escribió el conductor en la red social al compartir una noticia que involucraba al empresario, que tuvo una pelea con un catador de alfajores en torno a un sorteo.

El dueño de Guaymallén es uno de los personajes más excéntricos de Twitter, lugar en donde comparte sus ocurrencias sobre sus principales pasiones, el fútbol, el boxeo y (obviamente) los alfajores.

Fiel a su estilo, el domingo al mediodía Basilotta publicó un video respondiendo a la invitación. «¿Usted vio a lo que llegamos cameraman? Mi gran amigo, Marcelito Tinelli, number one de la televisión argentina, quiere que vaya al Bailando», dijo. «Tengo 68 años Marce, me duele todo. Te agradezco la propuesta pero no puedo aceptarla. No sé bailar, no sé cantar, lo único que sé hacer son alfajores. Pero sí me gustaría ser uno de los auspiciantes en el programa número uno de la televisión argentina. Te mando un beso muy grande a vos, a tus hijos, a tus hijas y a tu gran mujer Guillermina».

Entre los nombres que comienzan a sonar fuerte para la nueva edición del Bailando se encuentran el de Oriana Sabatini, quien ya tuvo reuniones con la producción, y Juanita Tinelli, la hija menor del conductor. También se habló del deseo de convocar mujeres de más de 40 años, entre las que estarían Débora Plager, Marina Calabró, la DJ Puli de María, Anita Martínez y una de las trillizas de oro, María Eugenia.