Como ahora entendemos, siempre y en todo momento es preferible la prevención a tener que intervenir, especialmente si de lo que hablamos es de la adicción a cualquier substancia o accionar. La verdad es que es siempre y en todo momento mejor poner los medios a fin de que los daños que acarrea una adicción no aparezcan.

Hay personas que suponen que una adicción es imposible sanar, y están equivocadas. Es bien difícil, necesita tiempo y deber, pero es viable superarla y dejarla atrás. Y en Fromm Confort llevamos bastante tiempo prestando asistencia a personas a lograrlo. Eso sí, las adicciones se tienen la posibilidad de impedir mientras que tengamos un plan para esto.

¿Se puede impedir la adicción? ¿De qué manera?

Afirmaremos que sí, que la adicción se puede impedir, pero es requisito nombrar que esta patología no hace aparición de la nada; hay componentes y puntos que van condicionando al potencial dependiente hacia la dependencias. Es como el ejemplo que siempre y en todo momento se pone: cuantos mucho más billetes de lotería lleves, mucho más viable es que te toque.

Hay que decir que muchos son los puntos que tienen predominación en el avance de una adicción, y que es muy difícil tenerlos todos bajo control. Sin embargo, existen algunos que son mucho más de forma fácil aceptables que otros y que tienen la posibilidad de ser intervenidos antes que se hagan mucho más graves.
Ciertos de ellos son los que señalamos ahora:

1. Bajo estado anímico y depresión

En el momento en que un individuo que nos importa está triste y lo observamos, es mucho más, si la observamos bastante decaída, tenemos la posibilidad de estimar que ese es el primer síntoma de que algo puede estar ocurriendo, y hemos de estar alarma.

Ten presente que 2 de los puntos más imporantes que producen una viable adicción son exactamente la depresión y la tristeza. Por este motivo es esencial estar preocupados y también procurar echar una mano a esa persona, intentar ver cuál es el origen de su estado. Tenemos la posibilidad de procurar probarle que nos importa, que le apoyamos sin producir juicios de valor y comentando con ella todo el tiempo.

Prevención de las adicciones

2. La predominación del conjunto

Entre los componentes que tienen la posibilidad de influir poderosamente en el accionar de la persona es el conjunto, esos individuos de los que uno se circunda. Si la persona de la que charlamos está siempre y en todo momento con gente que nos semeja poco aconsejable, es primordial estar alerta y ser realmente cautos. Posiblemente decírselo abiertamente no sea la solución, ahora que solamente ocasionará es rechazo hacia nosotros.

Lo que sí se puede llevar a cabo es intentar lograr que comprenda que no está con la compañía mucho más correcta, y que, si bien nos encontramos preocupados, la resolución final sobre si desea o no estar en esa compañía es suya. No tiene que ver con meternos en su historia y en sus resoluciones, sino más bien acompañarle y ofrecerle nuestro criterio. Si somos capaces de llevarlo a cabo, esto va a ser una herramienta bien interesante para asistirle a cambiar.

3. Los pésimos hábitos hacen que sea bastante más difícil impedir una adicción

O sea precisamente de este modo, como és. Es primordial tener unos hábitos de vida saludables y positivos, y, si deseamos contribuir a alguien a impedir la adicción, debemos promover en esa persona los hábitos de los que charlamos.

Ciertos pésimos hábitos tienen la posibilidad de ser por poner un ejemplo reposar bastante, comer de forma errónea, no tener unos horarios establecidos para nuestro ritmo escencial y otros varios que observamos en personas de nuestro ambiente todos los días.

Proveer consejo y asistencia sobre de qué forma detallar unas prácticas positivas puede ser una enorme iniciativa, en tanto que van a contribuir a que la persona disponga del equilibrio psicológico que precisa.

En forma de conclusión

Para sintetizar, es cierto que no lo tenemos la posibilidad de supervisar todo, y que en ocasiones, la prevención de la adicción implica causantes y puntos que escapan a nuestro control. No obstante, sí tenemos la posibilidad de realizar ciertas cosas a fin de que haya menos opciones de que esa persona desarrolle una adicción.

Va a ser básico transmitirle valores y reglas que logre interiorizar sin que las vea como algo impuesto, sino las vea como algo de el. Tampoco tenemos la posibilidad de olvidar que la adicción aparece como un factor que nos asiste a eludir una situación o un sentimiento, para administrar una situación dolorosa.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí